Hay diversas aplicaciones, como Google Hangouts, Skype o Zoom que permiten vídeo-conferencias e interacción sincrónica (al mismo tiempo) entre participantes. ​